Ventas de comida rápida crecieron un 5,4% durante enero-marzo

|


Comida rapida

Las ventas reales de comida de servicio rápido a nivel nacional registraron un crecimiento real anual de 5,4% durante el primer trimestre de 2019, considerando el total de locales, según el indicador que elabora el Departamento de Estudios de la Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo (CNC). Este resultado supera lo registrado el trimestre anterior, pero está levemente por debajo del alza alcanzada en igual período de 2018.

Por su parte, las ventas reales medidas en términos de locales equivalentes (concepto de Same Sale Store), también se aceleraron marcando un alza de 2,1% real en el primer trimestre, tras dos períodos de caídas.

Con respecto a los meses del primer trimestre de 2019 los resultados fueron de menos a más donde enero y febrero registraron alzas anuales reales de 4,2% y 4,8%, acelerándose aún más en marzo con un crecimiento de 7,2%. A nivel de locales equivalentes los resultados también fueron de menos a más, donde enero marcó un nulo crecimiento, luego febrero y marzo evidenciaron alzas anuales de 1,5% y 4,9% real respectivamente.

La composición de las ventas entre regiones y Región Metropolitana en el primer trimestre del año se mantiene relativamente en línea con el resultado histórico de los primeros trimestres, donde regiones representa un 42,4% de las ventas y RM un 57,6%.


Ventas en Regiones


Las ventas reales de comida de servicio rápido en regiones marcaron en el primer trimestre de este año un alza de 6,0% real anual, inferior a lo registrado en igual trimestre de 2018, pero acelerándose respecto al trimestre anterior. Destaca el positivo resultado pese a enfrentar una alta base de comparación.

Al analizar el comportamiento mensual, se aprecia un crecimiento parejo en enero y febrero de 5,0% y 5,1% real anual, acelerándose en marzo con un alza de 7,9% real anual. En términos de locales equivalentes las ventas en regiones tuvieron un crecimiento de 4,5% real, tras dos períodos de nulo crecimiento, y registrando la mayor alza desde el tercer trimestre de 2017. En cuanto al comportamiento mensual sobre base equivalente destacó marzo con un incremento real anual de 8,4%, por su parte enero y febrero registraron aumentos reales anuales de 2,2% y 3,3%.


Ventas Región Metropolitana


En la Región Metropolitana, las ventas reales de comida de servicio rápido en función del total de locales crecieron un 5,0% real anual en el primer trimestre de 2019, acelerándose respecto a los dos trimestres anteriores. Con respecto al comportamiento mensual se registraron alzas reales anuales de 3,7%, 4,5% y 6,8% en enero, febrero y marzo. Las ventas en términos de locales equivalentes de la Región Metropolitana registraron en el primer cuarto del año un nulo crecimiento (-0,1% real), tras caer un 4% real en el último trimestre de 2018. En cuanto a los resultados mensuales en término de locales equivalentes en la Región Metropolitana, enero y febrero registraron caídas reales anuales de 2,1% y 0,3%, mientras que marzo evidenció un alza de 2,1% real anual.


Consumo Promedio


El consumo promedio por boleta (expresado en pesos de marzo 2019) alcanzó un valor de $5.026 en el primer trimestre de 2019, evidenciando un alza real de 2,1% respecto a igual período de 2018, resultado positivo tras registrarse caídas reales en los dos últimos trimestres del año pasado.

En la Región Metropolitana, el consumo promedio por boleta durante el primer trimestre de este año fue de $4.926, experimentando un nulo crecimiento. Por su parte, en regiones el consumo promedio durante el mismo período alcanzó los $5.125 lo que determinó un incremento real anual de 4,3%, la mayor alza desde el último trimestre de 2017.


Perspectivas


Las ventas de comida de servicio rápido mostraron un positivo resultado el primer trimestre de este año, resultado que estuvo en términos totales influido por una mayor apertura de locales a nivel nacional.

Los positivos resultados respondieron a un mayor número de boletas donde también se evidenció un mayor consumo por boleta, que no se registraba desde fines de 2017, resultando también en un positivo desempeño en términos de locales equivalente, influido principalmente por los resultados en regiones.

Las ventas de comida de servicio rápido mostraron así una recuperación en este primer trimestre respecto a los dos anteriores, en contraposición con el resultado económico del país donde este primer trimestre el crecimiento ha sido el más débil desde el segundo trimestre de 2017. Esto da cuenta de un posible efecto sustitución donde el consumo en restaurantes de mayor valor se reemplaza por el servicio de comida rápida. La presión económica provoca en cierta medida que el consumo de comida de servicio rápido se incremente, reduciendo la asistencia a los restaurantes tradicionales, y, reduciendo también la compra de alimentos en supermercados, los cuales han experimentado un crecimiento prácticamente nulo el primer trimestre.

A esto se suma otra tendencia fuerte que ha favorecido al sector de comida de servicio rápido que son las apps de delivery, las cuales han tenido una fuerte penetración en el mercado nacional, llegando hasta a tener en algunos locales espacios especialmente diseñados para su atención, y donde también existe un consumidor con un mayor poder adquisitivo que sube el consumo promedio.