Daniela Aguirre, Directora de Marketing de hÛB Inmobiliaria

Leer a los nuevos consumidores es el desafío de las inmobiliarias

|


Cartas al director 1

Sr. Director,


Las profundas transformaciones que ha experimentado la sociedad chilena en la última década han obligado al mercado a hacer cambios importantes en todas las áreas de la economía, incluyendo la industria inmobiliaria.

Tras observar los hábitos de consumo de las generaciones jóvenes, resulta evidente que estos nuevos clientes han optado por un estilo de vida donde se ha privilegiado postergar la familia y establecerse en zonas bien conectados con el trabajo y los lugares de esparcimiento.

El coliving, “hermano mayor” del coworking, es un claro ejemplo de cómo la industria inmobiliaria ha tenido que adaptar sus proyectos para cubrir las nuevas necesidades.

La tendencia surgió en Silicon Valley como una evolución de los clásicos “roomates” y se pensó para vivir en comunidad, con espacios reducidos en el interior de los departamentos, pero prolongando su uso hacia el resto del edificio a través de las áreas comunes.

En pocos años este modelo logró popularidad y éxito en distintos países, principalmente porque responde a las necesidades e inquietudes del nuevo comprador: espacios, cercanía, convivencia, asequiblidad y convivencia.

De la mano de la tecnología, la fusión entre el lugar de trabajo y el hogar será inevitable. Lejos de ser una problemática, la industria debe entender que es una oportunidad para dar soluciones al cambio de paradigma. El aterrizaje del coliving, entonces, es uno de las primeras soluciones que entrega el mundo inmobiliario luego de haber observado en detalle el comportamiento de los nuevos consumidores. 



Daniela Aguirre

Directora de Marketing de hÛB Inmobiliaria