Personas mayores: ¿cómo lograr el equilibrio entre el tiempo libre y el trabajo?

|


Adulto mayor

En nuestro país 16% de los adultos sobre 70 años está trabajando, 40% en el caso de aquellos entre los 65 y 69 años. Fuerza laboral de personas mayores que retrasan su jubilación por factores económicos o por la necesidad de seguir activos.

En ambos casos el tiempo disponible se reduce, lo que podría tener un impacto negativo en la salud. “Hay que entender que es necesario para un envejecimiento saludable, positivo, activo y exitoso una rutina equilibrada que contenga actividades laborales, de esparcimiento o tiempo libre, de ocio y descanso, de autocuidado y de participación social”, explica Eduardo Gatica, académico de Terapia Ocupacional de U. San Sebastián.

El especialista USS agrega que en la etapa de envejecimiento se producen progresivos cambios a nivel musculo-esquelético, metabólico, cognitivo, emocional, social y psicológico. “Para adaptarse exitosamente a éstos también hay que dedicarle tiempo a la estimulación física, cognitiva y emocional, ya que es un factor protector frente al proceso de envejecimiento y contribuye a restaurar energías para continuar con la rutina diaria”, sostiene Gatica.

¿Cómo organizarse?

La persona autónoma e independiente (autovalente), va a tener la posibilidad de estructurar por sí misma su rutina de acuerdo a sus intereses y valores, descansando cuando lo considere necesario y/o prudente. Para ello es necesario que considere los siguientes elementos explica Gatica.


  • Destinar parte del día a realizar una actividad del propio interés, distinta a lo laboral, elegida y planificada de forma autónoma.
  • Programar parte de la rutina a actividades de ocio, decidiendo por sí mismo el momento propicio para ellas.
  • Practicar el autocuidado personal.
  • Cumplir el objetivo solamente de disfrutar el hacer o el descansar.
  • Evitar agobiarnos con actividades y responsabilidades. Aprender a decir que NO ayuda.
  • Ejercer los distintos roles de abuelo(a), padre o madre, esposo(a), trabajador(a), estudiante, participante de una organización, voluntario(a), debe ser el adecuado a nuestras condiciones físicas, psicológicas, emocionales o cognitivas.
  • Elegir libremente y sin presiones los distintos roles a cumplir. El responder a roles familiares, laborales, comunitarios o sociales obligatorios, nos provocará sensaciones de frustración, cansancio y baja autoestima.
  • Por último, el terapeuta ocupacional recomienda que en el caso de adultos mayores que se encuentran en condiciones de salud que les permitan el cuidado de otros, como el de sus nietos, se debe considerar “no abusar de ellos, ya que la falta de tiempo para realizar sus propias actividades y descansar, podría tener repercusiones nocivas en su salud”, puntualiza.