FMI aprueba asistencia a Ecuador por US$ 4.200 millones para reformas económicas en próximos tres años

|


Christine Lagarde 2

El Directorio Ejecutivo del Fondo Monetario Internacional (FMI) aprobó un acuerdo a favor de Ecuador en el marco del Servicio Ampliado del FMI (SAF) por un monto de US$ 4.200 millones (435% de la cuota y DEG 3.035 millones). La decisión del Directorio permite el desembolso inmediato de USD 652 millones (equivalentes a DEG 469,7 millones, o 67,3% de la cuota de Ecuador). El acuerdo brinda apoyo a las políticas económicas del gobierno ecuatoriano en los próximos tres años.

El plan de las autoridades ecuatorianas tiene por objeto crear una economía más dinámica, sostenible e inclusiva que beneficie a todos los ecuatorianos, y gira en torno a cuatro pilares: promover la competitividad y la creación de empleo; afianzar la sostenibilidad fiscal y los fundamentos institucionales de la dolarización en Ecuador; proteger a los pobres y los más vulnerables; y mejorar la transparencia y apuntalar la lucha contra la corrupción.

Tras la reunión del Directorio Ejecutivo, la directora gerente del FMI, la  Christine Lagarde, declaró que 

“las autoridades ecuatorianas están implementando un amplio programa de reformas con el objetivo de modernizar la economía y allanar el camino para un crecimiento sólido, sostenido y equitativo. Las políticas del gobierno están destinadas a reforzar la posición fiscal y mejorar la competitividad y contribuirán así a disminuir las vulnerabilidades, a robustecer la dolarización y, con el tiempo, a fomentar el crecimiento y la creación de empleo."

según sostuvo, "el foco del programa de las autoridades es llegar a una posición fiscal sólida, apoyándose en el acuerdo de tres años con el FMI. El objetivo es reducir la relación deuda / PIB a través de una combinación de un reequilibrio de la masa salarial, una optimización cuidadosa y gradual de los subsidios a los combustibles, una re – priorización del gasto de capital y bienes y servicios, y una reforma fiscal. Los ahorros generados por estas medidas permitirán aumentar el gasto en asistencia social a lo largo del programa. Las autoridades continuarán sus esfuerzos para fortalecer el marco de la política fiscal a mediano plazo. Controles fiscales más rigurosos y una mejor gestión financiera pública ayudarán a mejorar la efectividad de la política fiscal."

Remarcó que "las autoridades están comprometidas a fomentar la creación de empleos, restaurar la competitividad y catalizar el crecimiento liderado por el sector privado, y al mismo tiempo aumentar la transparencia y contrarrestar con fuerza la corrupción. Un sistema tributario más eficiente, la moderación salarial en el sector público, brindar más facilidades para la contratación y un sector energético más eficiente son componentes importantes del plan de las autoridades en esta área."

Asimismo, la ejecutiva consignó que "el fortalecimiento de las capacidades de preparación para situaciones de crisis y de la supervisión de los bancos y cooperativas ayudará a robustecer la capacidad de recuperación del sector financiero. Además, los esfuerzos, ya en marcha para aumentar la autonomía operativa del banco central y establecer un mayor colchón de reservas fomentarán los cimientos institucionales de la dolarización en Ecuador."

Lagarde concluyó que "la protección de los segmentos pobres y más vulnerables de la sociedad es un objetivo clave del programa de las autoridades. En este contexto, las autoridades planean ampliar la cobertura y aumentar el nivel nominal de beneficios bajo los programas de protección social existentes. También se está trabajando para mejorar la focalización de los programas sociales”.