​Cómo funcionarán los nuevos paraderos inteligentes del Transantiago

|

Paradero inteligente 1

La Ministra de Transportes y Telecomunicaciones, Gloria Hutt, junto al Director del Transporte Público Metropolitano, Fernando Saka, y el alcalde de Pudahuel, Johnny Carrasco, inauguraron la zona paga, que será replicada en un conjunto de paraderos en el futuro electrocorredor de Avenida Grecia.

Las autoridades destacaron que la construcción de esta nueva infraestructura no sólo permite controlar el pago del pasaje, sino también entrega un ingreso más expedito para los usuarios, ya que los buses que se detienen en el punto abren todas sus puertas simultáneamente. Así, el abordaje se genera en solo siete segundos, lo que reduce el tiempo de detención en la parada. De esa forma, se acortan los tiempos de viaje.

“Estamos enfocados en mejorar la calidad del servicio de manera global. Una parte importante se centra en elevar el estándar de los buses del sistema, pero también estamos impulsando una serie de medidas para enfrentar la evasión a través de trabajos como la creación de esta nueva zona paga que mejora el control del pago del pasaje”, destacó la Ministra Gloria Hutt.


Paradero con torniquete

La nueva zona paga es el resultado de un impulso del Ministerio de Transportes y Telecomunicaciones (MTT) para que los operadores inicien estrategias público-privadas que permitan mejorar la calidad de los servicios de transporte. En este contexto, el operador Metbus, con la colaboración de aportes de CORFO y Enel X, comenzó en junio del 2018 la construcción de la infraestructura, ubicada junto a la estación Barrancas, de la Línea 5 del Metro.

La construcción incorpora elementos de alta tecnología que modernizan la infraestructura, tales como panel informativo con la llegada estimada de buses, cámaras que recopilan información de los recorridos que se detienen, tótem validador de carga remota Bip! y un sistema piloto de reconocimiento biométrico para el uso de la Tarjeta Nacional Estudiantil.

“Para nosotros, es muy relevante no sólo aportar en medidas para el control de la evasión, sino que también, avanzar en mejorar la experiencia de viaje de los usuarios del Transporte Público. Por eso, el implementar zonas pagas es clave en esta tarea, ya que sabemos tiene varios efectos positivos en los viajes, ya sea para que las personas puedan abordar más rápido un servicio, pero, además, para que las salidas de los buses sean más eficientes”, agregó el director del Transantiago, Fernando Saka.

"De acuerdo a estudios internacionales las tecnologías Smart Cities nos permitirían reducir en un año entre un 30 y 40% los incidentes criminales, entre 25 y 80 litros de agua por persona, de 15 a 30 minutos de viaje diario, y mejorar desde un 20 a un 35% la respuesta ante emergencias. Es decir, tiene múltiples impactos positivos en la economía y la calidad de vida de las personas" agregó María de los Angeles Romo, Gerenta Corporativa de Corfo.


Actualmente, el sistema cuenta con 266 zona de pago, de la cuales un total de 63 son administradas por el Directorio de Transporte Público Metropolitano y 203 por las empresas del sistema.