PIB británico creció más de lo previsto en junio-agosto

|


Inglaterra (Londres)

El crecimiento de la economía británica en el verano boreal resultó ser más fuerte de lo esperado ya que las cálidas temperaturas estimularon el gasto de los consumidores y la construcción de viviendas, según datos oficiales publicados este miércoles.

El Producto Interno Bruto (PIB) en el periodo trimestral junio-agosto creció un 0,7% en comparación con el período anterior de tres meses, superando el pronóstico de consenso en un sondeo de Reuters, que apuntaba a una expansión del 0,6%.

El crecimiento durante mayo-julio se revisó además al alza, al 0,7%.

Es probable que los datos de este miércoles tranquilicen al Banco de Inglaterra sobre el ritmo de crecimiento de la economía a medida que se acerca el Brexit en marzo.

La economía británica se desaceleró después de la votación a favor del Brexit en junio de 2016, con un impacto especialmente pronunciado entre los consumidores, debido al incremento de la inflación como consecuencia de la caída de la libra después de la consulta.

Sin embargo, en los últimos meses, un verano inusualmente cálido y el Mundial de fútbol alentaron el consumo de bebidas y las visitas a bares y restaurantes. (Reuters)