​Comisión de Evaluación Ambiental aprueba RCA para proyecto Terminal 2 de Puerto Valparaíso

|


Proyecto Terminal 2 (1)

Por unanimidad de sus miembros, esta tarde la Comisión de Evaluación Ambiental de la Región de Valparaíso, presidida por el intendente Jorge Martínez Durán, resolvió aprobar la Resolución de Calificación Ambiental (RCA) favorable para el Estudio de Impacto Ambiental (EIA) del proyecto de construcción del nuevo Terminal N° 2 del Puerto de Valparaíso.

Luego de cuatro años de tramitación, la expansión portuaria encabezada por el concesionario “Terminal Cerros de Valparaíso” (TCVAL) finalizó en lo formal su proceso de evaluación ambiental, con lo cual obtiene luz verde para avanzar hacia su concreción, lo que se espera pueda iniciarse durante el primer trimestre de 2019.

La votación del intendente regional, del secretario ejecutivo del Servicio de Evaluación Ambiental (SEA), y de los secretarios regionales ministeriales de Economía, Transportes, Obras Públicas, Medio Ambiente, Minería, Energía, Agricultura, Vivienda, Salud y Desarrollo Social, se conoció en una sesión extraordinaria de la Comisión celebrada esta tarde en el Salón Esmeralda de la Intendencia de Valparaíso.

En ella, se dejó constancia además de que la aprobación de la RCA se realizó con tres modificaciones que habían sido solicitadas por el titular del proyecto (TCVAL) y requeridas también por Empresa Portuaria Valparaíso (EPV), relacionadas con la exigencia de “robustecimiento” de tres medidas de compensación incorporadas por el SEA en su Informe Consolidado de Evaluación (ICE): la ejecución de obras asociadas a Plan Maestro de Espacios Públicos; lo mismo para Plan de Protección Patrimonial; y mayor frecuencia en los monitoreos de hallazgos arqueológicos subacuáticos, lo que finalmente se aprobó en la forma inicialmente propuesta por el estudio ambiental de TCVAL.

El proyecto de expansión del Terminal 2 del Puerto Valparaíso contempla una inversión de US$ 550 millones y consiste en la generación de un muelle lineal de 785 metros y 18 hectáreas de respaldo, que será construido ganándole espacios al mar. La iniciativa se espera genere unos 3 mil empleos directos e indirectos, y permita sumar una capacidad portuaria que posibilite la transferencia de 10 a 11 millones de toneladas de carga anual.