Larraín por modernización de notarías: No se les acabará el negocio

|


Hernu00e1n Larrau00edn

El ministro de Justicia, Hernán Larraín, se refirió este martes a los alcances del proyecto de Ley para modernizar las notarías firmado en la víspera por el Presidente Sebastián Piñera.

El secretario de Estado aseveró que la iniciativa “probablemente afectará en algo el nivel de ingreso, pero no para que los notarios digan que se les acabó el negocio.

El personero comentó al programa Hablemos en Off, de Radio Duna, que “una vez que salga esta ley, al mes siguiente, esperamos que el presidente informe, a través de un decreto de fuerza de ley, cuáles son los trámites que van a dejar de hacerse ante notario”.

Según explicó, en el caso de los federatarios (oficiales del Servicio de Registro Civil y Secretarios de Juzgado de Policía Local) la Corte de Apelaciones efectuará anualmente un llamado a registro, designando a todo aquel que acredite el cumplimiento de los requisitos establecidos en la ley. Los fedatarios durarán 3 años, pudiendo renovar por otro período acreditando el cumplimiento de los requisitos.

El ministro aseveró que con este proyecto “se va a poder hacer todos los trámites electrónicamente” y que habrá “una simplificación y modernización de los notarios”.


Meritocracia


Ayer, el Presidente Piñera comentó que con la iniciativa “vamos a lograr hacer más fácil, más grata y más feliz la vida de nuestros compatriotas”.

Según consignó, “el Sistema de Notarías, Conservadores y Archiveros no está a la altura de los requerimientos de los chilenos”, ni las oportunidades del Siglo XXI.

El Mandatario anunció la creación de la figura del fedatario, ministros de fe con presencia y competencia en todo el país, facultados para dar fe de ciertos hechos, como autorizar firmas.

El proyecto también contempla modificar leyes, establecer un nuevo sistema de fiscalización de Notarios, Conservadores y Archiveros, y nuevos sistemas tecnológicos que permitan realizar trámites en línea y en forma remota.

Junto a lo anterior se aumenta la meritocracia y se disminuyen los niveles de discrecionalidad en los procesos de nombramiento de notarios, conservadores y archiveros.

“Estoy absolutamente convencido que este proyecto, al incorporar más competencias, más objetividad, más tecnología, más transparencia, reducir el número de trámites que los chilenos tenemos que hacer con los notarios, conservadores y archiveros y bajar los precios, va a significar un enorme incremento en la calidad de vida de todos nuestros ciudadanos”, destacó el Presidente.

La Fiscalía Nacional Económica identificó 205 trámites que deben realizarse ante o por un notario por exigencia de una ley y que una reforma al sector puede generarle ahorros a las personas y empresas por US$150 millones al año.