​CCS: Bajo crecimiento del comercio en julio complica escenario del consumo para el último trimestre

|


Comercio2

Las noticias conocidas este lunes desde el INE sobre las ventas del comercio minorista para julio, no parecen demasiado alentadoras, con un crecimiento un 0,1% en doce meses. Considerando las actividades mayoristas, el sector alcanzó una expansión del 3,2%, revelando una desaceleración del crecimiento en todos los rubros (automóviles, comercio mayorista, minorista, y dentro de minorista, venta de supermercados).

Por su alto crecimiento y su incidencia en la actividad total del sector, el comercio mayorista, medido a precios constantes y sin incluir venta de vehículos, mantuvo un alto perfil en el primer semestre, y siguió haciéndolo en julio, con un aumento 5,2% anual. Las ventas mayoristas de ese mes fueron lideradas por maquinaria, equipo y materiales, y la de alimentos, bebidas y tabaco, rubros que crecieron 11,7% y 6,6%, respectivamente. En el primer semestre, el comercio al por mayor había crecido un inédito 7,9% promedio anual, siendo solo superado por el sector minero, que en ese lapso creció 10,3% promedio, y superando el peak alcanzado en 2016 (con alrededor del 5% para el mismo período). Con todo, el 5,2% de julio va por debajo del crecimiento promedio alcanzado en el primer semestre de este año, exhibiendo de este modo una desaceleración.

Las ventas de automóviles (al por mayor y por menor), crecieron en julio un 8,9% anual. Con esta tasa, que contribuye a acumular un crecimiento real de 191,4% en los primeros siete meses del año, se reduce el crecimiento promedio mensual, que hasta el primer semestre era de 17,8% y ahora baja a 16,4%, mostrando también por este lado una desaceleración luego de un primer semestre record.

Rompiendo el patrón de los otros dos sectores, que si bien se desaceleraron, crecieron a tasas vigorosas anuales en julio, el comercio minorista (sin automóviles) muestra un tropiezo en su ritmo de actividad, cayendo al 0,7% anual. Dentro de este complejo escenario, el equipamiento para el hogar fue el rubro que tuvo la mejor performance, con 2,1%, mientras que los combustibles se ubicaron en el otro extremo, con una reducción del 13,6% anual.

También para el caso de comercio minorista se verifica una desaceleración, pues en el primer semestre el crecimiento promedio anual fue de 2,9%, y con la caída de julio, el crecimiento promedio baja a 2,4%. El primer semestre acumula así un crecimiento total anual de 17,7%. Dentro de este rubro, los datos publicados sobre ventas de supermercados muestran un aumento de 0,6% real en doce meses, acumulando una variación de 3,7% al séptimo mes del año y también mostrando una desaceleración: las ventas crecían 4,1% anual promedio hasta junio, bajando a un promedio de 3,6% con el dato de julio.

Las ventas minoristas estuvieron afectadas por la menor incidencia de turismo de compras (en particular proveniente de Argentina), por un factor climático desfavorable para la temporada, por efecto calendario y por el desempeño del mercado laboral.

La desaceleración del sector comercio, con el particularmente pobre desempeño de la actividad minorista, confirman el ajuste que informamos la semana pasada en nuestra proyección para el IMACEC de julio, hacia rangos en torno al 2,5% en 12 meses.