​Junta de accionistas de Falabella aprueba aumento de capital por US$800 millones para adquisiciones y digitalización

|


FALABELLA INTER

Los accionistas de Falabella aprobaron este lunes la realización de un aumento de capital a través de la emisión de 84,3 millones de acciones, lo que equivaldría a US$ 800 millones.

La capitalización tiene por objeto financiar la compra y fortalecimiento de Linio, plataforma digital latinoamericana de marketplace; adelantar las inversiones en logística y tecnología para crear un ecosistema digital que apoye el desarrollo actual de Falabella; el establecimiento de Ikea en Chile, Perú y Colombia; y el incremento de la participación en Sodimac Brasil.

Falabella destinará US$285 millones en Linio, US$138 millones a su adquisición y el remanente para potenciarlo en la región. Otros US$200 millones se usarán para adelantar proyectos de logística asociados a sus tres formatos de retail, desarrollo de servicios de almacenamiento y logística para terceros y continuar con la creación de una plataforma de e-payments. Por otra parte, invertirá US$120 millones para fortalecer sus capacidades para conocer y atender al cliente digital mediante Data Analytics y en Ciberseguridad. Adicionalmente, se asignarán US$150 millones en el corto plazo para el plan de Ikea que se está implementando. Además, US$80 millones serán destinados a consolidar su participación en Sodimac Brasil.

El gerente general de Falabella, Gaston Bottazzini, manifestó que esta inyección de capital “nos permitirá responder a los cambios en las preferencias del cliente, generando un ecosistema digital con la aceleración de inversiones en logística y tecnología. Así, seguiremos mejorando nuestra propuesta de valor a los clientes, a través de distintas plataformas que complementan a nuestras tiendas, consolidando nuestro liderazgo en la Región”.

Para apoyar el aumento de capital, el pacto controlador de Falabella se comprometió a suscribir US$100 millones. Adicionalmente, la Junta autorizó una venta secundaria simultánea y sincronizada con el aumento de capital. El grupo HCQ (familia Cúneo) será el único accionista de Falabella que participará en ella con un paquete de 21 millones de acciones. Esas acciones, junto a las que renunciará el pacto controlador serán ofrecidas a inversionistas internacionales y nacionales.