​Elon Musk considera excluir a Tesla de Bolsa pagando 420 dólares por acción

|


Elon Musk

La acción de Tesla subió 10,99% en Wall Street luego que se conociera esta intención por parte de su principal accionista.

Elon Musk, el mayor accionista de Tesla, ha vuelto a usar Twitter para, en este caso, no incendiar las redes sociales, sino más bien la cotización de una de sus compañías, Tesla, de la que tiene 22,3 millones de acciones.A través de un tuit, el presidente ejecutivo de la marca de automóviles eléctricos estadounidenses ha asegurado en Twitter que está "considerando" exlcuir a Tesla de Bolsa a un precio de 420 dólares por acción.

En su tuit, Elon Musk asegura que el financiamiento de la eventual operación estaría "asegurada". El precio que ha señalado en 420 dólares, supondría una prima del 23% respecto al precio de cierre de las acciones de este lunes y supondría valorar la compañía en US$72.000 millones. Empresa que no ha dado ni un dólar de beneficio desde su creación en 2003.La afirmación de Musk llega justo después de que se conociese que el fondo soberano de Arabia Saudita adquirió una participación en Tesla valorada en US$2.000 millones, según ha informado Financial Times. El rotativo financiero añade que el fondo soberano árabe, que lidera el príncipe Mohammed bin Salman, habría consolidado una participación de entre el 3% y el 5% durante este año.

Las acciones de Tesla en Wall Street se han disparado inmediatamente después de que Musk publicará su tuit. En la jornada de este martes, los títulos del gigante de los autos eléctricos se dispararon casi 11%, hasta los 379,56 dólares, su precio más alto desde mediados de junio. En lo que llevamos de año, Tesla se ha revalorizado más de un 17% en Bolsa.


"No hay decisión final tomada"

En una carta a sus empleados a través del blog de Tesla, Elon Musk les dijo que "no hay una decisión final tomada" sobre la exclusión de Bolsa de Tesla. Musk explicó a sus empleados que no era una locura transitoria sino una decisión meditada y que tiene su lógica y no es otra "que crear el entorno para que Tesla funcione mejor".Musk explicó que estar en Bolsa exige la publicación trimestral de resultados y se prioriza el valor de la acción para retribuir al accionista. Según Musk esto hace que se tomen decisiones cortoplacistas y no a largo plazo. Al mismo tiempo, la acción estaría sometida al criterio de los especuladores.

No hay que olvidar que el mismo Musk ha jugado en innumerables ocasiones como bróker bursátil ya que con sus declaraciones efectistas ha hecho fluctuar al alza el valor de Tesla.

Al estar en el mercado "hay un gran número de personas cuyo incentivo es atacar a la compañía".


Space X como ejemplo

Musk puso como ejemplo su otra compañía, Space X que envía junto con la NASA cohetes al espacio. Space X de quien Musk es máximo accionista y presidente ejecutivo, no está en Bolsa. "Es mucho más eficiente desde el punto de vista operativo y eso se debe en gran medida a que es de propiedad privada", dijo Musk. Ahora bien, Musk dice que piensa en sus accionistas y que podrán elegir.Es decir, o se quedan con su participación en la compañía pero sin cotizar en Bolsa o aceptan la oferta de 420 dólares por acción propuesta por Musk. Supone un 23% de prima sobre la cotización del pasado lunes cuando Tesla presentó unas pérdidas de más de US$1.400 millones en el primer semestre de este año, más del doble de los -US$666 millones del mismo período de 2017.

"Mi intención es que todos los empleados de Tesla sigan siendo accionistas de la compañía como ocurre en Space X", explicó Musk.


La intención no es fusionar Space X y Tesla

"La estructura prevista para Tesla es similar en muchos aspectos a la estructura de SpaceX: los accionistas externos y los accionistas de los empleados tienen la oportunidad de vender o comprar aproximadamente cada seis meses". Además dijo que no cree que ante la exclusión de Bolsa su participación en Tesla que es del 20% crezca. Y afirmó que "esta propuesta de privatización finalmente se finalizará mediante el voto de nuestros accionistas. Si el proceso termina como espero, un Tesla fuera de Bolsa sería una oportunidad enorme para todos nosotros".

Básicamente lo que quiere Musk es que las cifras de Tesla no sean escudriñadas cada tres meses. Su compañía no ha dado beneficios desde su creación. Pero lo peor es que ha sido el propio Musk el que con sus promesas (cuyos plazos han sido reiteradamente inclumplidos) ha hecho caer el valor de Tesla en Bolsa. No obstante, Tesla es un paradigma bursátil: 15 años dando pérdidas y con la acción coqueteando con los US$380 . Y llegará a los US$420.


Un hasta luego, no un adiós

Musk dejó la puerta abierta a que Tesla, si al final saliera de Bolsa, podría volver al parqué una vez que el negocio se estabilice. "Cuando Tesla crezca de forma estable". Lo que no dijo el presidente ejecutivo a sus empleados es por cuánto tiempo estaría la compañía alejada de Wall Street o cuándo llegarán los ansiados beneficios a la contabilidad de Tesla.(www.elmundo.es)