Bci Estudios: ​Portfolios de AFP en Renta Fija bajan en junio por moderación en traspasos a fondos menos riesgosos

|


Dinero


Durante el mes de junio, la cartera de Renta Fija Local (RFL) de las AFP mostró una inversión neta de US$87 millones. Por el momento, se mantiene el comportamiento mostrado por las administradoras durante los últimos meses, sin observar una clara tendencia en la estrategia de inversión en activos RFL. Se aprecia que los montos de inversión/desinversión neta han tendido a disminuir en el último trimestre, fenómeno que estaría asociado a la disminución en el número de traspasos de afiliados entre los distintos fondos respecto de lo evidenciado durante el mes de marzo pasado, junto con el comportamiento de las tasas de activos RFL. Con ello, de acuerdo a los últimos datos proporcionados por la Superintendencia de Pensiones, se observa una nueva moderación en los traspasos hacia fondos menos riesgosos. Así lo revela el informe mensual de inversión en Renta Fija de las AFP elaborado por Bci Estudios.

— En el transcurso del mes, las curvas de mercado continuaron mostrando la tendencia observada en el Informe anterior. Esto es, en el caso de instrumentos en UF, una reducción en los rendimientos, asociado a una mayor expectativa de inflación implícita. Lo anterior, no sólo afectó a instrumentos de baja duración, sino que expectativas de más largo plazo también mostraron un ajuste al alza, generando presiones a la baja en instrumentos de duraciones más altas. En el caso de instrumentos en Pesos, se observó un incremento en las tasas de interés que estuvo asociada a una expectativa de mayor adelantamiento en el proceso de normalización monetaria a nivel local. La mayor inflación prevista a mediano plazo, contribuyó a un mayor empinamiento de la curva nominal, generando un menor atractivo de un posicionamiento en esta clase de activos. Lo anterior, se ajusta a nuestra visión de Estrategia de Renta Fija publicada meses atrás, donde previmos un repunte en expectativas inflacionarias que aumentaría el atractivo en estos instrumentos. Esperamos con ello, compra neta de activos indexados a UF por parte de las administradoras en las próximas colocaciones de deuda por parte de Tesorería.

— En términos de posicionamiento por tipo de instrumento, las AFPs mostraron una mayor predilección por los depósitos a plazo en Pesos -a partir del alza de tasas-, alcanzando una compra neta por US$296,4 millones. Le siguen los bonos de Tesorería en UF por US$159 millones, junto con bonos corporativos nacionales en UF por US$154 millones. Por el lado de las desinversiones, se observa una venta neta en bonos bancarios por US$521 millones.

— A nivel de duración ponderada del portafolio, se observa un caída en la duración total de los activos, la que en términos ponderados se ubica en 7,94 años. Por el lado de activos en Pesos, se reduce hasta los 6,02 años, mientras que en UF se eleva, ubicándose en 8,88 años.

— Finalmente, durante el mes de junio, el valor de mercado del portafolio total de RFL alcanzó los US$93.291 millones, lo que implica una caída de US$1.691 millones respecto al valor del mes de mayo.