¿Qué países son los que más pierden con la guerra comercial?

|


Malasia

La guerra comercial entre China y Estados Unidos (EE.UU.) podría tener un impacto mayor en países dependientes económicamente que en aquellos que están en el centro de la disputa. Una reciente publicación de Business Insider España pone en perspectiva los alcances de la escalada proteccionista.

La tensión entre la administración del Presidente norteamericano, Donald Trump, y el gobierno de China alcanzó su punto más crítico el viernes pasado cuando la potencia del norte puso en marcha un alza en los gravámenes a US$ 34.000 millones de importaciones de productos chinos, a lo que el gigante asiático respondió con un ajuste tarifario equivalente para sus internaciones de mercancías estadounidenses.

En ese contexto, el Ministro de Comercio chino acusó a EE.UU. de "abrir fuego contra el mundo entero", advirtiendo que las disposiciones adoptadas podrían poner en jaque las cadenas de suministro internacionales, advertencia que también han hecho organismos como el Fondo Monetario Internacional (FMI) y la OCDE.

Pero, ¿quiénes serían los más perjudicados con esta guerra comercial? Pictet Asset Management elaboró un listado de países, asignándole a cada uno un porcentaje que muestra la relación de las exportaciones con la cadena comercial global, antecedentes que fueron recogidos por Reuters y por el sitio español Economía Digital.


Irlanda: 59,2%

Es el hogar de Google HQ en Europa y la economía está dominada por la alta tecnología y los servicios financieros. Puntúa alto en inversión extranjera y es vulnerable a las fluctuaciones de la economía global.


Islandia: 59,3%

Como otros de esta lista, el país es relativamente pequeño y sensible a la volatilidad de los mercados. Sus principales industrias son el turismo, la pesca y la fundición de aluminio. Muchas de sus exportaciones van a la UE, EE.UU y Japón.


Malasia: 60,4%

China es el mayor socio comercial de Malasia, lo que convierte al país en vulnerable a la guerra comercial. Sus mayores industrias son el estaño, el caucho, el aceite de palma y la presencia bancaria en países islámicos.


Singapur: 61,6%

El alto desarrollo de su economía de mercado ha colocado al país como uno de los más abiertos del mundo, exportando productos electrónicos, químicos y servicios financieros. Hay cerca de US$ 100.000 millones de comercio entre Singapur y China en juego.


Corea del Sur: 62,1%

Conocido por ser una de las economías más avanzadas tecnológicamente del mundo, produce maquinaria eléctrica, coches, acero y barcos. EE.UU, China y Singapur son sus grandes socios comerciales.


República Checa: 64,7%

Miembro de la UE, sus principales socios comerciales son Alemania y otros países de la UE, pero enfocado en una ingeniería tecnológica que le hace dependiente internacionalmente.


Hungría: 65,1%

Hungría tiene una economía orientada a la exportación, lo que la hace dependiente del comercio extranjero. Agricultura, vehículos, nuevas tecnologías, electrónica y química son sus principales industrias.


Eslovaquia: 67,3%

Eslovaquia tiene un sector servicios férreo, una industria pesada y de agricultura importante. Su comercio exterior ha crecido rápidamente cada año, pero la guerra comercial va a tener un fuerte impacto.


Taiwán: 67,6%

Esta economía clave y plagada de tecnología fuera de la costa de China es una de las más globalizadas del mundo. Sus principales exportaciones son la maquinaria eléctrica, como semiconductores, ordenadores y plástico. Taiwán es especialmente sensible a las recesiones globales.


Luxemburgo: 70,8%

Las principales industrias de Luxemburgo son la banca, los servicios de información, el acero y otras exportaciones. Este pequeño país europeo tiene el segundo nivel de PIB per cápita del mundo, detrás de Catar, pero es muy dependiente del comercio, siendo vulnerable a la guerra comercial.