​Cautela y bajas primaron en los mercados bursátiles de Europa

|


Bolsa de paris 09 12 2016

En el Viejo Continente, la cautela ante la próxima cumbre del G7 y las reuniones de la Reserva Federal (Fed) y del BCE, ha lastrado a las principales plazas, especialmente a Milán, que ha perdido un 0,18 % tras conocer que el Gobierno italiano quiere renegociar algunas "condiciones" con sus socios europeos.

París ha caído un 0,17 %; Fráncfort, un 0,15 %, y Londres un 0,10 % en una jornada en la que el precio de barril de Brent, petróleo de referencia en la región, ha subido hasta 76,82 dólares, y el euro se cambiaba a 1,182 dólares.

La Bolsa española fue la única excepción alcista de la jornada, al haber conquistado nuevamente los 9.800 puntos después de dos semanas al subir un 0,38 %, gracias a una banca inmersa entre la excitación por el posible final del programa de compras del Banco Central Europeo (BCE) y el regreso a la normalidad tras el cambio de Gobierno.

La apuesta por las compras era ya una realidad consolidada minutos después de la apertura, momento en el que el IBEX 35 ampliaba sus ganancias al 0,78 % con el impulso del sector financiero y siguiendo la tendencia positiva de Europa, contagiada por el cierre récord del Nasdaq estadounidense, el tercero consecutivo.

En la agenda, una única cita macroeconómica, el dato del PIB de la Unión Europea y de la eurozona, que aumentó un 0,4 % en el primer trimestre del año respecto al mismo periodo de 2017.

Bolsas europeas 7 6

El alegre guión de los primeros compases se mantenía idéntico a mediodía, cuando un IBEX 35 a las puertas de los 9.900 puntos subía un 0,67 % con un pleno de verde entre las cotizadas bancarias.

Partícipe de esta tendencia Wall Street, cuyo principal indicador, el Dow Jones, se anotaba el 0,43 % media hora después del inicio de los intercambios, entre nuevos desarrollos en la relación comercial entre EEUU y China y tras conocer el descenso semanal de 1.000 unidades en las peticiones de ayuda por desempleo.

De vuelta a España, la prima de riesgo ha bajado a 99 puntos básicos, coincidiendo con la subasta de deuda a largo plazo celebrada esta mañana, la primera tras la moción de censura, en la que el Tesoro Público ha colocado 4.517 millones de euros a un mayor interés.

Disparidad en los cierres de los "pesos pesados" del IBEX 35, con BBVA (MC:BBVA) al frente al ganar un 2,02 % por la subida de tipos del Banco Central turco, país donde cuenta con negocio, seguido de Repsol (MC:REP), un 1,8 %, e Iberdrola (MC:IBE), un 0,79 %; por su parte, Inditex (MC:ITX) ha cedido un 0,91 %; Santander (MC:SAN), un 0,23 %, y Telefónica (MC:TEF), un 0,13 %.

CaixaBank (MC:CABK) ha culminado como mejor valor tras anotarse un 4,25 %, todo lo contrario que Día y ArcelorMittal (MC:MTS), que con sendas caídas del 2,31 % han sido los "farolillos rojos" de una sesión en la que se han negociado más de 2.700 millones de euros y en la que el comité Asesor Técnico del índice ha decidido que Cie Automotive (MC:CIEA) sustituya a Abertis (MC:ABE) a partir del próximo 18 de junio.