Ventas del comercio minorista en Región Metropolitana se desaceleraron en abril al crecer un 2% anual

|


Vestuario

Las ventas minoristas de la Región Metropolitana, medidas en términos de locales equivalentes, marcaron en abril un incremento real anual de 2%, tras el fuerte aumento de 7,9% evidenciado en marzo. De acuerdo a lo informado este martes por la Cámara Nacional de Comercio (CNC), las ventas del sector acumularon a abril un alza real anual de 2,1%, levemente por debajo del crecimiento de 2,9% acumulado en igual período de 2017.

Al analizar los trimestres móviles. febrero- abril, consignó la entidad gremial, marca un ascenso real anual de 3,4%, superando al período anterior y reforzando el cambio de tendencia producido tras la baja de 0,3% en el período diciembre-enero.

La actividad del comercio minorista en la RM, en términos de locales equivalentes, mostró durante abril una desaceleración respecto del mes anterior en prácticamente todas las categorías menos Vestuario que igualó el resultado del mes previo. “Abril marcó dos días hábiles más que en igual mes de 2017, pero un sábado menos, día importante para el sector”, sostuvo Bernardita Silva, gerenta de Estudios del organismo,. “En el resultado destacó el sector Vestuario (Hombre y Mujer) y Artefactos Eléctricos, mientras que de manera negativa influyó la caída en la Línea Tradicional de Supermercados”, agregó.

Los resultados, setenció la CNC, muestran que el sector minorista, sin contar automóviles, aún se mantiene débil. El consumo de bienes no durables creció sólo un 1,5% en el primer trimestre, según las cifras del Banco Central, mientas que fueron los durables, con un alza de 8,8% los que impulsaron el consumo privado durante el primer cuarto del año. El PIB del país creció un 4,2% dando cuenta de un mejor escenario económico, con un alza de 3,6% en la inversión y donde el consumo de los hogares creció un 3,9%, por sobre el consumo de gobierno (2,7%), situación que no sucedía desde el segundo trimestre de 2014.

Por su parte, el Índice de Confianza de los Consumidores GFK Adimark, que mostró un repunte en abril, tras dos meses de descenso, da cuenta también del buen momento que viven los bienes durables, donde es precisamente la disposición a comprar este tipo de bienes (autos y vivienda) donde se evidenció un fuerte aumento. Mientras que la “disposición a comprar artículos para el hogar” cae por tercer período consecutivo, y, a su vez, “la situación personal actual” aún se encuentra en terreno pesimista, dos factores que pueden estar afectando la velocidad de crecimiento de los no durables.

“Otro factor a considerar es la masa salarial, la cual también ha mostrado una desaceleración en lo que va del año, tras el repunte alcanzado durante el 2017. Nuestro Departamento de Estudios, sobre la base de datos del INE, estimó un alza real anual de 3,3% en marzo, por debajo del aumento de 3,9% de febrero, y marcada por un menor crecimiento de las remuneraciones reales”, manifestó la economista. 


Ventas reales Comercio Minorista