​Urgente Forestar

|


Antonio Horvath


Hay una enorme oportunidad en la forestación en casi prácticamente todas las regiones de nuestro país. Los procesos de erosión y desertificación son el principal problema ambiental, y esto, nos permite aprovechar la experiencia de la forestación bonificada, generando una cantidad importante de trabajo, tanto femenino como masculino en los procesos de viveración y plantación. Es necesario realizar mantención como raleo, poda, lo que a su vez genera recurso de leña, madera, varas, postes, creando un círculo virtuoso en cada una de las localidades.


La experiencia del DL 701, con especies exóticas nos permite aplicarla con bosque nativo con muy buenos resultados, por ello cabe plantear proyectos en cada una de las comunas que tienen procesos de erosión, para poder iniciar a la brevedad posible este tipo de faenas.


En los viveros trabajan especialmente las mujeres con mucha prolijidad y buen resultado, por lo tanto, estamos planeando fomentar a nivel comunal con las ONGs de desarrollo y ambientales, un plan intensivo en forestación de especies nativas para estos fines.


La cantidad de empleos generados e incluso la posibilidad de aprovechar la mano de obra de las personas que están requiriendo de trabajo en nuestro país y que provienen de países vecinos, también es una buena oportunidad.


El aumento de actividad comercial, económica y valoración de los terrenos justifica plenamente este tipo de proyectos.


Con las organizaciones no gubernamentales de forestación y bosque nativo, se ha logrado avanzar en este sentido, para dejar a un lado los mitos y algunos aspectos negativos de este tipo de proyecto.



Es conveniente que en cada una de las comunas de nuestro país, cuyas áreas afectadas por erosión y degradación, alcanzan casi al 60% del territorio nacional, plantear un proyecto muy ambicioso en cuanto a absorber y generar empleo y dar actividad a empresas locales y regionales de modo de tener esto funcionando en un plazo relativamente breve, por ello es necesario generar un debate bien dinámico, de modo de que un plan de esta naturaleza podamos tenerlo actuando en cada rincón de Chile durante este presente año.


Antonio Horvath K.