​Bolsas europeas cierran a la baja por temor a una reducción de tasas en EEUU más rápida de lo esperado

|


Frankfurt 05

El principal índice de la Bolsa de París, el Cac-40, cerró la sesión de este lunes con una caída del 1,48 % influido por la cotización de las obligaciones estadounidenses y prolongó las pérdidas acumuladas la última semana (-2,97 %).


El Cac-40 retrocedió 79,15 puntos, hasta los 5.285,83, y registró un volumen de negocio de unos 4.000 millones de euros, menor a los registrados el viernes, cuando el índice cayó el 1,64 %.


Como sucedió el viernes, la penalización sobre las obligaciones estadounidenses con vencimiento a 10 años, plazo referencia en el mercado, arrastraron el Cac-40.


La deuda estadounidense aumentó su cotización hasta el 2,88 %, un nivel no visto desde hace cuatro años.



CAC 40 Paris 5 2


La plaza parisina se aleja aún más de la elevada cota de los 5.500 puntos y se sitúa, con sus 5.364,98 enteros, en niveles de inicios de enero de este año.


De los 40 títulos del parqué, 36 cerraron en rojo y cuatro acabaron en verde.


Empujaron al Cac-40 títulos como la cementera LafargeHolcim (PA:LHN) y la empresa de productor ópticos Essilor (PA:ESSI), que cayeron el 2,57 % y el 2,48 %, respectivamente.


El grupo de lujo Louis Vuitton Moet Hennessy (LVMH (PA:LVMH)) retrocedió el 2,20 %.



Madrid


La caída de los mercados internacionales sigue afectando a la bolsa española, que ha cedido en la sesión un 1,44% y se ha situado en niveles de comienzo del ejercicio al acercarse a 10.000 puntos.


La caída del 2,5% de Wall Street el viernes se propagó en esta sesión por las plazas internacionales y Tokio cedió el 2,55% (la mayor caída en 15 meses) y Hong Kong el 1,1%.


El contagio continuó en Europa mientras persistía la debilidad del dólar, aún cuando hacia finales de la jornada se fortaleció.


La nueva apertura a la baja del parqué neoyorquino, que al cierre de las plazs europeas, afianzaba la extensión de la epidemia bajista, que después de caer casi todos los días de la semana pasada deja al mercado nacional exhausto y a punto de incurrir en pérdidas en el cómputo anual.


Algunos datos económicos, como el alza del 1,9 por ciento de las ventas minoristas en la zona euro el año pasado o la mejora de la actividad en el sector servicios en este área económica y en los Estados Unidos no han servido de antídoto contra la infestación.


De esta manera, con la prima de riesgo en 72 puntos básicos, el principal indicador del mercado nacional, el IBEX 35, ha cedido en su tercera sesión consecutiva a la baja 146,7 puntos, el 1,44 por ciento, hasta 10.064,5 puntos. En el año sube todavía el 0,21 por ciento.


En Europa destacó la caída del 1,64 por ciento de Milán, mientras que París cedió el 1,48 por ciento; Londres el 1,46 por ciento y Fráncfort el 0,76 por ciento.


Todos los grandes valores bajaron: Telefónica (MC:TEF) el 1,95 por ciento; Iberdrola (MC:IBE) el 1,47 por ciento; Repsol (MC:REP), con el barril de crudo Brent a 67,6 dólares, el 1,46 por ciento; BBVA (MC:BBVA) el 1,35 por ciento; Banco Santander (MC:SAN) el 1,28 por ciento e Inditex (MC:ITX) el 1,01 por ciento.


La mayor caída del IBEX correspondió a Técnicas Reunidas (MC:TRE), el 3,85 por ciento, mientras que solo subieron dos valores: Arcelormittal (MC:MTS) (1,3 por ciento) y Banco Sabadell (MC:SABE) (0,98 por ciento). Abertis (MC:ABE) repitió cotización.


Londres

La Bolsa de Valores de Londres cerró con una bajada del 1,46 %, afectada por el temor de los inversores a una eventual subida de los tipos de interés en Estados Unidos más rápida de lo que estaba previsto durante este año.


El FTSE-100, principal índice del mercado londinense, cayó 108,45 puntos, hasta los 7.334,98 enteros, mientras que, por su parte, el secundario, el FTSE-250, bajó un 1,36 %, 271,97 puntos, hasta los 19.690,49 enteros.


El "footsie" terminó la sesión perjudicado por los números rojos en el Dow Jones, el principal índice de la Bolsa de Nueva York, lo que ha generado temor entre los inversores ante la posibilidad de un incremento de los tipos de interés y una política monetaria más restrictiva por parte de la Reserva Federal (Fed).


Asimismo, la sesión estuvo marcada por las fuertes pérdidas de la minera Randgold Resources (LON:RRS), cuyo valor descendió un 7,38 % tras los cambios legislativos propuestos por la República Democrática del Congo, donde la empresa tiene alrededor de un cuarto de su producción, que impondrá nuevos impuestos sobre las mineras.


Entre el resto de perjudicadas se encontró la telefónica Vodafone (LON:VOD), que descendió un 4,01 %, la empresa de seguridad G4S (LON:GFS), un 3,42 %, y las farmacéuticas AstraZeneca (LON:AZN) y Shire (LON:SHP), que perdieron un 2,97 % y un 2.93 %, respectivamente.


La mayor beneficiada de la sesión fue la empresa de productos de bricolaje Kingfisher (LON:KGF), con un incremento del 2,26 %.