Inicio Contacto Mapa del sitio
 
 
 
Noticias RSS
 
Twitter
Facebook
  Untitled Document Texto a la izquierdaTexto justificadoTamaño de letra sugeridoTamaño de texto medianoTamaño de texto grande Envar a un amigo  
Facebook

18/04/2013

Más valor forestal para Chile


 
  Hans Grosse Werner Director INFOR
 
 
 

La producción mundial de piñón con cáscara asciende a 30 mil toneladas anuales de las cuales entre un 40% y 50% son aportadas por España.

El sector forestal chileno constituye un importante polo de desarrollo económico que incluye la exportación de Productos Forestales No Madereros.



Un interesante caso corresponde al piñón comestible o pinoli, fruto del pino piñonero (Pinus pinea L.), especie presente en Chile entre las regiones de Coquimbo y La Araucanía. Su fruto es altamente apetecido en el concierto internacional dadas sus reconocidas propiedades organolépticas y nutricionales.



Investigaciones del Instituto Forestal (INFOR) han revelado que en Chile existen 8,7 millones de hectáreas aptas para su cultivo, de las cuales 1,2 millones corresponden a superficie de alta productividad frutal. La producción mundial de piñón con cáscara asciende a 30 mil toneladas anuales de las cuales entre un 40% y 50% son aportadas por España, país que exporta el 40% de su producción y el resto lo destina a consumo interno; le siguen Turquía, Italia y Portugal.



La oferta mundial de este producto se ha ido reduciendo en los últimos años en forma sostenida –hasta llegar a un 47% el 2012 debido a una importante plaga que ha afectado los bosques europeos y que, afortunadamente, no se encuentra en Chile.



Esta coyuntura, junto al trabajo ya realizado por INFOR, permite establecer las bases de un desarrollo productivo para esta interesante alternativa, considerándose que Chile puede convertirse en un proveedor mundial de estos piñones, para lo cual INFOR se encuentra desarrollando un proyecto Fondef con el fin de implementar un paquete tecnológico, productivo e industrial para promover su producción y posterior comercialización a nivel nacional e internacional.



Ello, unido al creciente interés de empresas europeas por comprar materia prima e invertir en nuestro país para obtener piñones, posiciona al piñón como un negocio atractivo, contribuyendo a crear valor forestal para Chile.